Jaulas

 

familias-narcicistas

A través de mi ventana miró pasar al mundo:

Gente molesta, triste y muy pocos con rostro de satisfacción, finalmente es el mundo y nunca dejará de serlo, yo en mi jaula de metal observo sin poder unirme a todo lo que me rodea, al mundo que va y viene sin tener sentido.

¿Acaso venimos aquí a caminar como sonámbulos?

Los pocos que nos creemos felices vivimos en jaulas de metal, jaulas creadas por la mente, donde la mayoría afirma que es lo único que existe, el pequeño mundo que les fue enseñado.

Los pocos que logran escapar se dan cuenta de que todo es muy distinto afuera de sus jaulas, un lugar diferente al nuestro.

O quizá donde otros viven en sus propias jaulas, en su propio mundo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s